Bernardo Gutiérrez Parra
No señor, David Velasco Chedraui no se ha bajado de la contienda electoral. El candidato del PRI a la alcaldía de Xalapa fijó su postura clara y con altura de miras, al manifestar que por encima de sus aspiraciones personales está el interés común de rescatar a la capital del estado.

“David Velasco no será un obstáculo sino al contrario, un apoyo más en aras de conseguir la reconstrucción de la ciudad”, indicó enfático.

Este miércoles en la sala de expresidentes del PRI y en presencia del líder estatal de ese partido, Marlon Ramírez Marín, el empresario leyó un texto donde dijo que desde hace varios meses cientos de xalapeños le externaron su preocupación por mejorar las condiciones en las que lamentablemente se encuentra el municipio.

“Es así como comencé un largo recorrido caminando de frente con los xalapeños, tratando de interpretar sus anhelos y planteando un proyecto integral para Xalapa. El escenario actual me obliga a reflexionar sobre la imperiosa necesidad de que nos mantengamos unidos para mejorar la economía y la infraestructura de la ciudad”.

Para nadie es un secreto que de los tres aspirantes que propusieron el PRI, PAN y PRD para la alcaldía y que conforman la alianza Va por México, el abanderado del tricolor es el mejor posicionado en las encuestas.

Pero volver a ser alcalde no le ofusca los sentidos, de ahí que haya dicho que sobre el interés personal, se encuentra el interés colectivo de que se logre un cambio de fondo para Xalapa “con o sin David Velasco”.

En su mensaje David hizo un llamado a la unidad, a que se limen asperezas y se dejen de lado las diferencias. Y tiene razón, Xalapa necesita de una oposición real y unida que saque del Palacio Municipal al pésimo gobierno que le ha tocado soportar.

Uno de los receptores debió ser Sergio Hernández Hernández, abanderado del PAN que a título personal ha dicho que si se confirma la alianza el candidato debe ser él o de lo contrario irá solo en la aventura.

Sobre este punto el dirigente del tricolor Marlon Ramírez, ha sido muy puntual al destacar que la prioridad para ganar la elección en Xalapa es la coalición y ésta debe encabezarla el aspirante que cuente con un amplio respaldo ciudadano. Y en ese sentido coincide el líder estatal del PRD, Sergio Cadena.

Pero el dirigente nacional del PAN, Marko Cortés, piensa otra cosa.

De ahí que el mensaje de David a los xalapeños con copia al propio Marko sea muy claro: por encima de obsesiones, de caprichos y de intereses particulares, primero está la ciudad que lo vio nacer. “Porque el amor a Xalapa me puede más”.

Y para reafirmarlo subrayó: “Esto no es un sacrificio sino una muestra de congruencia. Sí, yo quiero que la capital del estado sea un ejemplo nacional, un mejor lugar para nuestros hijos y por ende la ciudad encuentre su cauce en obra pública, mejores servicios y un orden administrativo adecuado”.

“A todos aquellos que directa o indirectamente me han mostrado su apoyo incondicional les digo de frente que la misión que me encomendaron está a salvo porque la coalición encontrará el camino que nos lleve a la victoria”, concluyó.

Reitero lector, David Velasco no se bajó de la contienda, no ha declinado, al contrario, está abriendo de par en par las puertas a la alianza. Y si tantito me apuras está actuando de manera visionaria.

El único que falta por aceptar que sea el aspirante mejor posicionado quien encabece la alianza que eventualmente lo lleve a tomar posesión de la presidencia municipal de Xalapa es Marko Cortés. Veremos cómo responde, el balón está en su cancha.

[email protected]